martes, 30 de noviembre de 2010

La Marimba de Tecomates

La marimba de tecomates es parte de la identidad del pueblo chichicasteco. Su estructura y su sonido, así como sus melodías son únicas y forman parte de nuestro orgullo, y es que en apariencia tal vez no le pongamos atención pero sabemos que existe y está presente desde tiempos pasados.
En la década de los años 50 e inicios de los 60, en lo que hoy es la 4ª Avenida San Juan, exactamente a un costado del Restaurante Maya Longe, se colocaba la venta de marimbas de tecomate, el vendedor para llamar la atención de la gente ejecutaba una de las marimbas, al escuchar este concierto matinal, muchas personas que asistían los días domingo a vender o a comprar en la plaza municipal de la población, suspendían por un momento su actividad y escuchaban la marimba, entre toda esta gente pues salía algún vecino pudiente del área rural quien después de hacer trato el instrumento procedía a comprarlo. La marimba comprada era utilizada para amenizar los eventos particulares de la familia especialmente en la casa y en algunas ocasiones el dueño de la marimba, hacía sonar su instrumento en horas de la tarde, deleitando de esta manera a los vecinos del cantón. El negocio de marimbas no se hacía muy seguido y se realizaba a cada veinte días o más. Era una costumbre escuchar la marimba y mientras se vendía una marimba, las otras las recostaban en la pared esperando su turno para ser ejecutadas por el maestro vendedor. Este negocio ya no se realiza actualmente ya que únicamente queda el recuerdo y forma parte de la historia del pueblo chichicasteco.

1 comentario:

  1. Me gusta mucho escuchar notas musicales de marimba, especialmente si son inéditas

    ResponderEliminar